Los bancos, Telefónica y Repsol alejan al Ibex 35 de los 6.500 puntos.

IBEX 35 subía en la apertura del jueves, después de que en la sesión de ayer se acelerasen las ventas en los mercados de valores europeos y estadounidenses, lo que propició fuertes caídas de todos sus índices al cierre de la sesión.

“Los tres días seguidos de recortes han convertido esta semana en la peor para la renta variable occidental desde finales de marzo, mes en que Occidente estaba inmerso en plena crisis sanitaria”, indican los analistas de Link Securities.

“Si bien el repunte de casos de Covid-19 no es una novedad, sí lo es el hecho de que en las últimas semanas se haya acelerado mucho su incremento en la mayoría de países europeos y en algunos estados de EEUU, algo que parece haber cogido por sorpresa a los distintos gobiernos que, como ocurrió en marzo, han vuelto a optar por confinar en mayor o menor medida a la población y a detener una parte importante de la actividad empresarial como única solución para evitar la saturación de los sistemas sanitarios de sus respectivos países”, añaden los mismos expertos.

Ayer, Alemania anunció el miércoles planes para cerrar grandes sectores de la vida pública durante un mes, mientras que Francia endureció aún más los controles a medida que los casos de coronavirus aumentan en Europa.

En Francia, que ha visto más de 50.000 nuevos casos al día, el presidente Emmanuel Macron anunció la vuelta de un confinamiento nacional a partir de esta semana para contener la pandemia que nuevamente amenaza con salirse de control. Las medidas en Alemania y Francia, después de los pasos similares en Italia y España, serían menos severas que el confinamiento casi total impuesto al comienzo de la crisis en marzo y abril.

En España, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Región de Murcia y Andalucía anunciaron ayer un confinamiento perimetral en sus territorios para limitar los movimientos, mientras que la Comunidad de Madrid ha reclamado al Gobierno central que permita que esa medida se aplique por días. Este cierre está en vigor desde este martes en el País Vasco, Navarra, Aragón y La Rioja, mientras que Asturias se ha sumó ayer.

Las comunidades autónomas notificaron ayer al Ministerio de Sanidad 19.765 nuevos casos de COVID-19, 9.303 de ellos diagnosticados en las últimas 24 horas. Esto supone un ascenso con respecto a los 16.793 del miércoles anterior.

La cifra global de contagios en España se eleva ya a 1.136.503 desde el inicio de la pandemia, según las cifras oficiales. La incidencia acumulada en los últimos 14 días se sitúa en 452, frente a los 436 de ayer y los 332,69 del miércoles pasado, con un total de 212.853 positivos en las pasadas dos semanas.

El doctor Fauci, director del Instituto Nacional de EEUU de Alergias y Enfermedades Infecciosas, dijo ayer que ninguna vacuna estará disponible antes de enero de 2021 como muy temprano y que el mes de diciembre sería el primero en el que cualquier compañía podrá disponer de suficiente información para trasladarla a los reguladores para ser autorizada de emergencia.

Tras las caídas registradas en la jornada del miércoles, el Ibex 35 arrancaba la sesión del jueves en positivo, con la atención en Telefónica y Repsol, después de que ambas compañías hayan presentado resultados.

Telefónica obtuvo un beneficio neto atribuible de 671 millones de euros en los nueve primeros meses de 2020, un 50,1% menos que los 1.344 millones de euros que ganó en el mismo periodo del año anterior debido al impacto de extraordinarios, según ha informado la compañía, que destaca que ha registrado una mejoría en la actividad comercial y operativa en el tercer trimestre del año respecto al segundo.

La operadora explica que las cuentas del tercer trimestre se han visto afectadas por un ajuste de valoración de 785 millones de euros de su filial en Argentina. De hecho, en términos subyacentes, la caída del beneficio neto se recorta hasta un 20,7%, situándose en 2.052 millones de euros.

Repsol registró unas pérdidas netas de 2.578 millones de euros en los nueve primeros meses del año tras apuntarse unos impactos de 2.774 millones de euros por la crisis mundial del Covid-19 en la valoración de sus inventarios y por la revisión en su hipótesis de precios futuros del crudo y del gas y el ajuste del valor de sus activos de ‘Upstream’ (Exploración y Producción), informó la compañía.

En concreto, la situación sin precedentes provocada por el coronavirus, que llevó a lo largo de este ejercicio a un desplome histórico de los precios del crudo y del gas, ha tenido un impacto negativo de 1.048 millones de euros en los inventarios de la compañía.

En los primeros compases de la jornada, Repsol, Telefónica, Banco Santander y el resto de entidades del selectivo registraban avances, impulsando al Ibex 35.

Sin embargo, minutos después de la apertura de la sesión el IBEX 35 cae un 0,40%, alejándose de los 6.500 puntos. Los bancos pasan a registrar descensos, igual que Telefónica y Repsol, que pierden un 0,47% y un 1,37%, respectivamente.

Así las cosas, Viscofan ldiera las subidas del Ibex 35, con un repunte del 1,40%; por delante de Endesa y de Solaria, que se revalorizan un 1,14% y un 1,02%.

Por el contrario. IAG cae un 1,79%, seguido de ACS, que resta un 1,42% y de Acerinox, que baja un 1,33%.

“El índice ha entrado en un movimiento lateral en los últimos meses y seguramente los 6.500 y los 7.000 puntos son un objetivo a corto plazo en el Ibex 35”, destaca Álvaro Climent, analista independiente, quien subraya que  el indicador español “está muy condicionado por el sector bancario y por Telefónica, que son dos sectores que ahora mismo están penalizando a la evolución del mercado”.

Sobre el Ibex 35, Miguel Ángel Martín, ejecutivo de ventas y analista de CMC Markets, destaca que el selectivo de la bolsa española “está sufriendo mucho porque todas las compañías vinculadas con nuestra economía lo están pasando mal con la pandemia. Todo esto se está viendo reflejado en el índice”.

En el Mercado Continuo, la mayor subida es la de Mediaset, que avanza un 8,44%; mientras que la mayor caída es la de Neinor, que resta un 4,15%.

Fuera del Ibex 35, varias compañías también presentan sus resultados del tercer trimestre.Global Dominion obtuvo en los nueve primeros meses del año un beneficio neto de 4,1 millones de euros, cifra un 84% inferior a la del mismo periodo de 2019, cuando ganó 24,7 millones de euros.

El resultado bruto de explotación (Ebitda) de Dominion alcanzó los 48 millones de euros hasta septiembre, un 33% menos que en los nueve primeros meses del año pasado, mientras que la cifra de negocio ajustada se situó en 614 millones de euros, con un retroceso del 6% respecto al mismo periodo del año pasado (-3% a moneda constante).

Airbus se anotó unas pérdidas de 2.686 millones de euros durante los nueve primeros meses de este año como consecuencia del impacto de la crisis sanitaria del Covid-19, frente al beneficio neto de 2.186 millones logrado durante el mismo periodo de 2019. El grupo aeronáutico, que destinó 1.200 millones a provisiones para la reestructuración.

Urbas registró un beneficio de 1,7 millones de euros al cierre del primer semestre, lo que supone duplicar el obtenido en el mismo periodo del año anterior. La adquisición el pasado marzo de la constructora vasca Murias ha supuesto también que la cifra de negocio de Urbas alcance los 7,3 millones de euros, superior a la obtenida en los doce meses del ejercicio 2019.

La prima de riesgo de España se eleva hasta los 80,60 puntos básicos, al tiempo que el interés del bono español a 10 años avanza hasta el 0,182%.

Como el Ibex 35, el resto de principales bolsas europeas comenzaban la sesión en positivo. Fráncfort subía un 0,67%; París, un 0,58%; Londres, un 0,32%, y Milán, un 0,81%. El Euro Stoxx 50 avanza un 0,58%, para luego girarse a la baja.

Las dudas del Ibex 35 y de los índices más importantes del Viejo Continente se producen antes de la reunión del Consejo de Gobierno del BCE.

Si bien en un principio no se espera que el BCE anuncie nuevas medidas de apoyo a la economía de la región, los mercados de la eurozona estarán pendientes de que en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno la presidenta de la institución, Christine Lagarde, deje bien claro que están dispuestos a actuar tan pronto como en diciembre, reunión en la que el BCE además actualizará su cuadro macroeconómico para la región.

El euro cede frente al dólar y se intercambia a 1,173 dólares.

La sesión de hoy cuenta además con otras referencias importantes, como el PIB de EEUU del tercer trimestre del año, como los resultados de cuatro de las grandes compañías tecnológicas estadounidenses: Alphabet, Apple, Facebook y Amazon.

Wall Street cerró ayer también en rojo. El Dow Jones perdió un 3,43% por el temor de que se impongan medidas restrictivas para detener su propagación que puedan afectar a la actividad económica. El selectivo S&P 500 retrocedió un 3,53%, mientras que el índice Nasdaq, cedió un 3,73%.

La volatilidad, medida por el índice VIX, también conocido como el «indicador del miedo», dio un salto del 20% situándose por encima de los 40 puntos, su mayor nivel desde el pasado 15 de junio.

Publica un comentario