Las dudas se mantienen: ¿El Ibex 35 cerrará la semana por debajo de los 7.700?

Tras tres sesiones consecutivas de importantes subidas, el Ibex 35 cerró ayer con un descenso del 0,87%. Hoy en la apertura de la sesión, el selectivo de la bolsa española vuelve a caer, poniendo en peligro el nivel de los 7.700 puntos.

En concreto, el Ibex 35 hoy pierde un 0,49%, hasta los 7.688,20 puntos.

Con estos últimos descensos, la subida semanal del Ibex 35 se reduce hasta el 12%, siendo su mejor semana desde el pasado junio.

Los analistas de Barclays han mejorado el precio objetivo de Cellnex hasta los 70 euros por acción, desde los 55 euros anteriores, mientras que los de JP Morgan sitúan ahora el de Aena en los 155 euros por acción, desde su estimación anterior de 135 euros por título. Por el contrario, los expertos de Credit Suisse han reducido su recomendación sobre Repsol hasta infraponderar desde sobreponderar.

Con el respaldo de Barclays, Cellnex lidera las subidas del Ibex 35, al sumar un 2,02%; por delante de Siemens Gamesa y de Colonial, que se revalorizan un 0,58% y un 0,43%, respectivamente.

Por el contrario, la bajada de recomendación de Credit Suisse pesa sobre Repsol, que encabeza las caídas del índice con un descenso del 3,34%, seguido de IAG, que resta un 2,55%, y de Bankia, que cede un 2,08%.

Hoy en la bolsa española se cotizan los resultados de las dos socimis del Ibex 35.

Colonial obtuvo un resultado neto atribuible de 5 millones de euros en los nueve primeros meses del año, lo que supone una reducción de casi el 99% respecto a los 393 millones que ganó hace un año, como consecuencia del impacto contable de elementos extraordinarios.

La compañía argumenta que los ingresos por rentas se mantuvieron constantes en el periodo, en torno a 260 millones de euros, y con un resultado bruto de explotación (Ebitda) recurrente que incluso creció levemente hasta los 213 millones de euros, sorteando así el impacto de la crisis.

Mientras que Colonial sube en la apertura del Ibex 35, Merlin cae un 1,62%. Merlin Properties ganó 111,8 millones de euros en los nueve primeros meses del año, lo que representa una caída del 65% respecto al beneficio del mismo periodo del año anterior, lastrada por elementos atípicos como las desinversiones realizadas, aunque continúa acercándose al cumplimiento de los objetivos financieros que se marcó antes de la pandemia.

El valor neto de los activos de la última valoración realizada el pasado mes de junio asciende a 7.410 millones de euros, que, pese a representar un aumento del 3,3%, es menor que la realizada en el mismo periodo del año anterior, reflejándose en un impacto contable en la cuenta de resultados.

Por otro lado, el banco francés Société Générale ha elevado su participación en el grupo metalúrgico ArcelorMittal por encima del 5%, según ha notificado la compañía en un comunicado remitido a la Bolsa de Luxemburgo este jueves. No es la primera vez que la entidad francesa eleva la cota del 5%. El 16 de junio, llegó a alcanzar el 5,99% de forma momentánea, aunque el 17 de junio volvió a reducir su participación hasta el 4,66%, en la que se ha mantenido desde entonces.

Fuera del Ibex 35, varios valores españoles también han presentado sus resultados trimestrales.

OHL obtuvo unas pérdidas de 114,2 millones de euros en los primeros nueve meses del año, frente a los ‘números rojos’ de 10,4 millones del mismo periodo del año pasado, como consecuencia del impacto de la crisis del coronavirus en su negocio de construcción y desarrollos. El efecto negativo del Covid-19 en la cuenta de resultados en este periodo se traduce en un impacto valorado de  30 millones de euros en su resultado bruto de explotación (Ebitda).

Grenergy registró un beneficio neto de 9 millones de euros en los nueve primeros meses del año, cifra un 74% superior a la del mismo periodo de 2019, según ha informado este viernes la compañía, que ha atribuido este crecimiento principalmente a los resultados de su división de Desarrollo y Construcción.

En el mismo periodo, Talgo perdió 7,6 millones de euros, frente a las ganancias de 24,9 millones registradas en el mismo periodo del año anterior, por mayores provisiones y el impacto del Covid-19 en la actividad y en la movilidad. El coste de los provisionamientos en este periodo ascendió a 202 millones de euros, el doble que el contabilizado a cierre de septiembre del año pasado.

Corporación Financiera Alba registró pérdidas de 2 millones de euros, frente a beneficios de 129 millones de este periodo en 2019. El brazo inversor del grupo March justifica esta caída por los menores resultados de algunas de sus participadas, afectadas por la significativa reducción de la actividad causada por la crisis de la Covid-19.

En el Mercado Continuo, la mayor subida es la de Solarpack, que repunta un 3,24%; mientras que el mayor descenso es el de OHL, que resta un 5,44%.

La prima de riesgo de España se eleva hasta los 67,30 puntos básicos, al tiempo que el interés del bono español a 10 años baja al 0,127%.

De cerrar en negativo, está sería la segunda sesión consecutiva con caídas para el Ibex 35, en línea con lo que sucede en el resto de principales bolsas europeas y en Wall Street.

Fráncfort baja un 0,22%; Londres, un 0,76%; París, un 0,14% y Milán, un 0,35%. El Euro Stoxx 50 resta un 0,21%, ampliando las caídas de ayer, cuando “muchos inversores optaron por realizar beneficios, vendiendo los valores que mejor se habían comportado en los últimos días, muchos de los cuales habían alcanzado fuertes revalorizaciones, reacción más que comprensible dado el cada vez más complejo escenario macro a corto plazo, consecuencia de la descontrolada expansión de la pandemia en Europa y EEUU y en algunos países asiáticos, como Japón”, explican los analistas de Link Securities.

Las autoridades de la mayoría de los países, como ya hicieron en primavera, están optando nuevamente por restringir la movilidad de los ciudadanos y limitar la actividad empresarial en algunos sectores, lo que muy previsiblemente pasará factura a las principales economías desarrolladas y, por ende, a los resultados de muchas compañías, al menos en los próximos dos trimestres.

“Debido a todo ello, en las últimas dos sesiones la rotación desde valores defensivos y de crecimiento hacia compañías cíclicas y hacia las catalogadas como de “valor”, rotación que se inició con gran virulencia el pasado lunes tras conocerse los buenos resultados de la vacuna contra el Covid-19 de Pfizer, ha perdido mucha fuerza”, añaden los mismos expertos.

Wall Street también cerró con pérdidas la jornada de ayer renovados temores por el aumento de casos del coronavirus SARS-CoV-2 en EE.UU. y el impacto de las potenciales restricciones a la actividad sobre la recuperación económica.

El Dow Jones perdió un 1,08%; el selectivo S&P 500 cedió un 1% y el índice compuesto Nasdaq descendió un 0,65%.

El parqué neoyorquino se desinfló este jueves tras una semana electoral de euforia que se prolongó cuando este pasado lunes las farmacéuticas Pfizer y BioNTech anunciaron resultados preliminares positivos en su vacuna anticovid, sembrando la esperanza de la vuelta a la normalidad.

No obstante, y tras un par de jornadas de rotación en el mercado, hoy volvió el temor por el incremento de casos de covid-19, que ha llevado al estado de Nueva York a reimponer restricciones a los restaurantes mientras las autoridades sanitarias del país alertan sobre las grandes reuniones en torno al festivo de Acción de Gracias.

El euro se fortalece frente al dólar y se intercambia a 1,181 billetes verdes. En la agenda macroeconómica de la sesión destaca la publicación en España y Francia de las lecturas finales del IPC de octubre, así como de la estimación preliminar del PIB del tercer trimestre de 2020 de la eurozona.

En el mercado de materias primas los precios del petróleo caen. El Brent de referencia en Euopa pierde un 1,36%, hasta los 42,93 dólares por barril, mientras que el WTI cae un 1,78%, hasta los 40,39 dólares.

Publica un comentario